Comparte en tus redes

Fitbit Sense y Fitbit Versa 3: los smarwatches más potentes de Fitbit hasta la fecha tienen GPS integrado y nuevos sensores

Un año después de lanzamiento del Fitbit Versa 2, Fitbit acaba de renovar su gama de relojes inteligentes no con uno, sino con dos dispositivos. El catálogo de smartwatches fitness de la compañía se desdobla para ofrecer dos modelos: el nuevo Fitbit Versa 3, que mantiene el legado de la familia Fitbit; y el Fitbit Sense, su modelo más avanzado.

Abordaremos ambos relojes por separado, ya que aunque tengan ciertos parecidos son productos bastante diferentes. Tanto el Fitbit Sense como el Fitbit Versa 3 están disponibles en pre-reserva desde hoy en la web de Fitbit y en algunos comercios electrónicos seleccionados, pero la disponibilidad a nivel global no comenzará hasta septiembre. Dicho lo cual, vamos a conocerlos mejor.


Fitbit Sense: lo más avanzado tanto en funciones como en sensores

Sense 1

El Fitbit Sense es el smartwatch enfocado a la salud más avanzado que la compañía ha lanzado hasta la fecha . El Se trata del primer smartwatch en montar un sensor EDA (sensor de actividad electrodérmica) que se complementa con un sensor de ritmo cardíaco PurePulse 2.0. Finalmente, llega con una app de ECG (solo para Estados Unidos, por ahora), y un sensor de temperatura corporal. Es un reloj que, en pocas palabras, está muy pensado para gestionar el estrés.

El sensor EDA mide la respuesta de la actividad electrodérmica, es decir, detecta pequeños cambios eléctricos en el nivel de sudor de la piel, algo que Fitbit asegura que puede ayudar a comprender cómo reacciona nuestro cuerpo ante el estrés. El usuario puede hacerse un escaneo rápido desde el reloj, conocer su nivel de estrés y acceder a sesiones de meditación o relajación para reducirlo.

Sense 2

También se ha añadido una nueva métrica, Stress Management Score, que calcula la respuesta del cuerpo al estrés basándose en el ritmo cardíaco, el sueño y los datos de actividad. Esta métrica, disponible en el Fitbit Sense, se puntuará sobre 100, como ya sucede con otros parámetros. Los usuarios de Fitbit Premium podrán desglosar la métrica y conocer la variación de los diez parámetros que se usan para calcular dicha puntuación.

Por otro lado, el dispositivo cuenta la tecnología PurePulse 2.0, que incluye un sensor de ritmo cardíaco más avanzado y unos algoritmos mejorados. Este sensor es capaz de analizar la frecuencia cardíaca 24/7 y ahora nos notifica cuando tenemos las pulsaciones demasiado altas o demasiados bajas. No solo eso, sino que también es capaz de hacer electrocardiogramas, crear un informe y mandarlo al médico. En un primer momento esta función solo estará disponible en Estados Unidos, ya que su llegada a otros mercados depende de la aprobación de los organismos locales.

Sense 4

Finalmente, el sensor de temperatura de la piel puede, en palabras de la empresa, “detectar cambios que pueden ser potenciales señales de fiebre, enfermedad o comienzo del periodo menstrual”. Además, el sensor analizará la temperatura de la piel mientras dormimos para detectar variaciones y encontrar tendencias. Esta función también llegará a otros modelos de la firma, como los Versa e Ionic. También se ha añadido medición de Sp02 y los minutos en zona activa que la firma estrenó con la Fitbit Charge 4.

Conocidos los sensores, toca hablar de funciones y diseño. El dispositivo está terminado en aluminio de grado aeroespacial y acero inoxidable y tiene resistencia al agua hasta 50 metros. Es cuadrado, con las esquinas ligeramente redondeadas, y tiene un botón háptico en el lateral izquierdo. En el frontal tenemos una pantalla AMOLED táctil (con Always On) con Gorilla Glass 3 que, según Fitbit, tiene más resolución y responde más rápido. La interfaz también se ha renovado para añadir widgets personalizados y notificaciones rediseñadas, entre otras cosas.

Sense 3

Hablando de interfaz, en lo referente a aplicaciones y modos deportivos, el Fitbit Sense nos ofrece una app de Spotify para controlar la reproducción de música, así como la opción de descargar música o podcasts de Deezer y Pandora. Tiene más de 20 modos deportivos y detección automática, por lo que el reloj, sobre el papel, será capaz de saber cuándo hemos empezado a hacer deporte y comenzará a trackear la sesión.

Finalmente, en el interior encontramos un sensor GPS integrado, un altavoz y un micrófono que nos permitirán responder llamadas desde el reloj y contestar a los mensajes usando comandos de voz, NFC para pagar usando Fitbit Pay y una batería que promete seis días de autonomía. Como novedad, ahora es posible cambiar el asistente de voz y seleccionar Amazon Alexa o Google Assistant.

Fitbit Versa 3: ahora con GPS y más funciones

Versa 3

Conocido el Fitbit Sense, pasamos al Fitbit Versa 3. Se trata de una evolución natural del Fitbit Versa 2, por lo que los cambios a nivel de diseño y sensórica no son tan acentuados como en el Sense. Así pues, tenemos la tecnología PurePulse 2.0 y todas las funciones que ya conocemos del Fitbit Versa 2, véanse detección del sueño, detección del ritmo cardíaco, etc.

Ahora bien, hay novedades, y no precisamente pocas. Por un lado, Fitbit ha implementado un sensor GPS en su nuevo reloj, por lo que será capaz de seguir las rutas que hagamos sin tener que llevar el teléfono encima. No solo podremos conocer el trayecto recorrido, sino también acceder a un desglose de la intensidad por tramos, por lo que podremos ver qué zonas nos han costado más y en cuáles hemos estado más cómodos.

Versa 3

Como no podría ser de otra forma, el Fitbit Versa 3 suma los minutos de zona activa de la Charge 4 y la opción de usar Google Assistant o Alexa que hemos visto en el Fitbit Sense. Suma también un altavoz y un micrófono, por lo que será posible responder llamadas y mensajes directamente desde la muñeca usando la voz. Cuenta, a su vez, con Fitbit Pay, apps de Spotify, Pandora y Deezer, y la nueva interfaz que mencionábamos antes.

En cuanto a diseño, no es muy diferente al Sense, aunque bebe más de la gama Versa. Así, tenemos un marco de aluminio con un botón háptico en el canto derecho, resistencia al agua de 50 metros y una pantalla AMOLED táctil en el frontal. Como el Versa 2, tiene función Always On.

Versa 3 5

Algo interesante es que tanto el Fitbit Versa 3 como el Fitbit Sense tienen el mismo cargador magnético, por lo que es intercambiable. En ambos modelos Fitbit promete una tecnología de carga rápida que en 12 minutos permite conseguir un día de uso, aunque tocará esperar al análisis para ponerlo a prueba. Como el Fitbit Sense, el Fitbit Versa 3 promete hasta seis días de autonomía.

Versiones y precio de los Fitbit Sense y Fitbit Versa 3

Versa 3 Ok

Tanto el Fitbit Sense como el Fitbit Versa 3 están disponibles para su pre-reserva desde hoy en la web de Fitbit. El Fitbit Sense llega en acero inoxidable-carbono/grafito y acero inoxidable-blanco lunar/dorado. El Fitbit Versa 3, por su parte, está disponible en aluminio negro, aluminio-rosa/dorado y aluminio-medianoche/dorado. Los precios son los siguientes:


La noticia

Fitbit Sense y Fitbit Versa 3: los smarwatches más potentes de Fitbit hasta la fecha tienen GPS integrado y nuevos sensores

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Jose García

.